Remuneración o nomina de los administradores y consejeros de sociedades

Con motivo a las consultas que nos habéis planteado en estas últimas semanas y de acuerdo a la consulta vinculante planteada a la Dirección General de Tributos V0879/2012 y la conocida “Sentencia Mahou” en relación con la retribución de los administradores con respecto, a si el gasto deducible en el Impuesto sobre Sociedades, la conclusión viene a decir, que no es deducible la retribución percibida como gerente cuando quien la percibe es socio mayoritario de la sociedad, y además es administrador de la sociedad y percibe una nomina como consecuencia a la retribución como director general de la misma.

Siempre y cuando se cumplan los siguientes supuestos:

  • Sociedad de Responsabilidad Limitada en cuyos estatutos consta que el cargo de administrador es gratuito o bien no lo prevé expresamente.
  • El socio mayoritario de la misma es simultáneamente administrador de la mercantil y director general de la misma.
  • En cuanto a la legislación laboral, está dado de alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos.
  • Como consecuencia de la prestación de servicios como gerente percibe una retribución mensual a través de una nomina.

La cuestión que se plantea es si la retribución percibida por las labores de gerencia tienen la consideración de gasto deducible en el Impuesto sobre Sociedades, considerando la Dirección General de Tributos que dicha retribución NO es deducible basándose en los siguientes argumentos:

1º. El cargo de administrador absorbe las funciones de gerente, y consecuentemente, de acuerdo con el Derecho Laboral, la condición de miembro de los órganos de administración de una sociedad es incompatible con las funciones de personal de alta dirección, sometidas al Derecho Laboral y siguiendo la doctrina sentada por las Salas de lo Civil, y especialmente, de lo Social del Tribunal Supremo, a diferencia de lo que ocurre con la relación laboral común, en la que sí puede darse la doble condición de ejercer las funciones de administrador y a su vez, trabajador por cuenta ajena, las actividades de dirección, gestión administración y representación, son propias de los órganos de administración de la sociedad que tienen carácter mercantil. Por lo que las funciones de gerencia quedan absorbidas por las funciones de administrador.

2º. Los estatutos de la sociedad establecen que el cargo de administrador es gratuito o bien no lo prevén expresamente.

Por lo tanto: Las funciones de administrador al tener carácter gratuito, debe considerarse, según criterio de la DGT, que la retribución satisfecha al administrador de la entidad responde, en realidad, a una liberalidad y en consecuencia no será fiscalmente deducible a efectos de determinar la base imponible del Impuesto sobre Sociedades.

Así que para considerar el gasto deducible en el impuesto sobre sociedades habrá que cumplir con los siguientes requisitos:

  1. Modificar el cargo de administrador en los estatutos de la sociedad donde deberá figurar como retribuido y el sistema de retribución.
  2. Si la retribución es de carácter fijo, es preciso que los estatutos prevean la cuantía de la remuneración o, al menos, los criterios que permitan determinarla exactamente.

 

Contamar Asesores de Empresa tu Asesoria online.

Tributaran al 15% las nuevas sociedades constituidas a partir del 1 de enero de 2013.

Todos aquellos emprendedores que creen sociedades mercantiles y se constituyan a partir de 1 de enero de 2013. Tributarán al 15% por los primeros 300.000.-Euros de beneficios, tributando el resto o exceso al 20%.

Es muy importante, cumplir con los siguientes requisitos, por lo que no se entenderá iniciada una actividad económica cuando:

1.  La actividad económica hubiera sido realizada con carácter previo por otras personas o entidades vinculadas en el sentido del artículo 16 de la ley del impuesto sobre sociedades y transmitida, por cualquier título jurídico, a la entidad de nueva creación.

2.  La actividad económica hubiera sido ejercida, durante el año anterior a la constitución de la entidad, por una persona física que ostente una participación, directa o indirecta, en el capital o en los fondos propios de la entidad de nueva creación superior al 50 por ciento.

Tampoco tendrán la consideración de entidades de nueva creación aquellas que formen parte de un grupo en los términos establecidos en el artículo 42 del Código de Comercio, con independencia de la residencia y de la obligación de formular cuentas anuales consolidadas.

Esta rebaja fiscal se podrá aplicar durante los 2 primeros ejercicios en que existan beneficios para la sociedad, por lo tanto, no computando aquellos en que pudieran existir perdidas.

Las medidas aprobadas no son sólo para sociedades. Los autónomos que inicien una nueva actividad económica podrán aplicar una reducción del 20% en los rendimientos netos de su IRPF, que durante los 2 primeros ejercicios en que se obtengan resultados positivos.

Además, aquellos que soliciten el pago unico del desempleo para el inicio de la actividad podrán beneficiarse de la exención completa en el IRPF de las prestaciones por desempleo siempre que el abono de la prestación sea en forma de pago único (hasta ahora estaban exentos sólo hasta 15.500 euros).

Además estas medidas irán acompañadas de una amplia batería de medidas para impulsar la financiación y conseguir que esta fluya de forma suficiente entre las PYMES.

Ver texto original del RD Ley 4/2013, de 22 de febrero, de medidas de apoyo al emprendedor y de estímulo del crecimiento y de la creación de empleo.

Contamar Asesores de empresa tu asesoría on line.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.+ Información

ACEPTAR
Aviso de cookies